07/04/2019

Virginia, el único favorito con vida del Madness

Screenshot_2

Durante la primera parte, los Cavaliers encajaron una cantidad de puntos bastante anómala para la defensa de este equipo, la cual acostumbra a dejar en menos de 55 puntos a sus rivales al final de partido. Una situación que ponía en el ambiente la sensación de que los chavales de Auburn fueran capaces de realizar una sorpresa más para la colección que han ido recopilando a lo largo de toda la competición.

El hecho de tener a los Tigers en la fase final del Madness ha descuadrado la gran mayoría de los brackets de los aficionados que no decidieron apostar por los conjuntos pequeños. Junto a Texas Tech se podría decir que son las revelaciones de la temporada universitaria y solamente por llegar a esta Final Four se puede considerar como un éxito por sus partes.

Auburn dominando al descanso

Con una gran actuación coral de varios jugadores, como venían haciendo en la mayoría de los encuentros, Auburn había transcurrido el primer tiempo con una ligera superioridad en el marcado pero con la baza del “Mata gigantes” sobre la mesa. ¿Quién no ha querido alguna vez que sea David quien gane a Goliat?. Un buen aporte de Bryce Brown desde el quinteto titular y de Samir Doughty desde el banquillo fueron los mayores referentes en ataque la mayoría del tiempo por parte de los Tigers, haciendo esto posible.

Por parte de Virginia se desarrollaba un juego más centrado en tres figuras que por momentos resultaba muy fácil de frenar hasta que el talento individual empezaba a brillar. Pero no lo suficiente para llegar a ponerse por encima en el marcador e irse al vestuario con los deberes hechos en los primeros 20 minutos.

Un Jerome desatado

Con 34 minutos y 21 puntos, Ty Jerome fue el jugador más destacado de los Cavaliers, firmando además 9 rebotes, 6 asistencias y 1 tapón, toda una gran actuación. Este jugador resultó muy diferencial para lograr el pase a la final, aunque estuvo bastante bien acompañado.

La clave del segundo tiempo vino desde la mejora ofensiva de Virginia al no ser capaces de bajar la anotación de Auburn con el paso de los minutos hasta llegar a un final muy apretado. Un desenlace en el que el favorito se ha impuesto al equipo soñador que se quería aferrar a su aparición en la Final Four.

Los 15 puntos, 3 rebotes y 4 asistencias de Kyle Guy fueron la segunda espada de los Cavaliers en conjunto con De’Andre Hunter que hizo 14 puntos, 5 rebotes, 2 asistencias y 2 tapones. Un tridente que pasó por encima de los Tigers en los momentos calientes del partido, demostrando quien de los dos tenía la verdadera casta de campeón.

 

 

Continue Reading

04/04/2019

Los posibles “robos” del Draft 2019

Todos los años se puede apreciar como varios rookies que han sido seleccionados en rondas no muy altas se terminan por salir mucho antes que los elegidos en puestos superiores. Sin ir muy lejos tenemos a Kyle Kuzma que fue un pick 27º o yendo un poco más atrás Isaiah Thomas que llegó a la liga en el último puesto de su camada.

Creo que el concepto de “robo del draft” lo tenemos todos más que presente y no necesita mucha más presentación, pero el enfoque que veremos a continuación será en función de lo que hayan realizado en la NCAA o el perfil del jugador. Con ello quiero sacar a la luz algunos nombres que para mi gusto han ido bajando en las previsiones de los mocks mucho más que lo debido y pienso que son más que aprovechables para la NBA.

Antes de comenzar no quiero quitar valor ni mucho menos a los jugadores que se encuentran en puestos por encima de alguno de estos que comentaré, lo que si considero que estos chavales pueden tener un gran futuro en caso de tener las oportunidades que para ello con necesarias.

Carsen Edwards

Aún no hemos tenido tiempo de olvidar las actuaciones que realizaron los de Purdue en el March Madness aunque no hayan sido capaces de alcanzar la Final Four. Una universidad en la que un anotador descomunal se presentó a los aficionados con dos partidos que llegaron a rozar lo épico con más de 40 puntos en ambos.

Seguramente estemos hablando de uno de los mejores talentos ofensivos que se hayan visto en la NCAA en la última temporada, por lo que sorprende mucho que haya caído hasta el pick 44 en el cual acabaría en los Philadelphia 76ers. En el supuesto caso de salir como indican los mocks, los de Phila se van a llevar un regalo que no podría complementarse mejor con Simmons y Embiid. ¿Esto por qué?, muy sencillo, Edwards es el máximo triplista de la liga universitaria a nivel histórico por encima de Stephen Curry y Buddy Hield.

Jalen Lecque

Este guard de NC State quizá no destaque del todo a nivel números aunque no sean malos del todo sus datos con 14 puntos, 4 rebotes, 4 asistencias y casi 1 robo con menos de 20 minutos de juego. El problema es que estas cifras no reflejan del todo el perfil que tiene este jugador con un físico privilegiado para este deporte.

Si tuviera que sacar una comparación diría la típica que le dan en Estados Unidos, la cual es normal por su parecido con Westbrook en sus primeras temporadas, pese a que Lecque necesite antes muchas horas de gimnasio para terminar de ser como el de OKC.

En las previsiones sale en la ronda 50 seleccionado por los Memphis Grizzlies, una franquicia donde no le veo sacando todo su potencial. ¿Sinceramente? me resultaría muy raro que termine cayendo tantos puestos, pero también hay que decir que se ha quedado un poco en segundo plano después de haber llamado la atención con sus increíbles highlights.

 

 

Tacko Fall

Lo primero que me ha llamado la atención, más que bajar hasta la previsión de pick 51, es que lo sitúen en Utah Jazz. Una franquicia en la que teniendo a Rudy Gobert dudo que tenga mucha importancia en la rotación pero si un mentor que le ayude a la adaptación a la liga y convertirse en un referente defensivo.

Probablemente sea el jugador más alto de toda la camada, lo que conlleva muchas cosas positivas pero también otras negativas a la hora de apostar por él, siendo este el motivo que le ha hecho llegar a casi desaparecer de los 60 llamados a la noche del draft.

Sus números en la última temporada de NCAA han sido de 11 puntos, 7’6 rebotes y 2’6 tapones con 24 minutos de promedio, buenos, pero que se pueden quedar algo cortos a la hora de extrapolar el físico al impacto en el equipo.

 

 

Continue Reading

02/04/2019

Los equipos “Fun-basket”

Durante la temporada 2018/19 en la NBA se han podido apreciar como algunos equipos han sabido generar una imagen de cara al público que sin estar entre los ocho mejores de su conferencia han enamorado a los aficionados. Un juego tan vistoso de ver que sin ganar más partidos de los que han perdido en unos casos ha ido seduciendo en cada jornada que ha pasado a más gente. Esa es la magia que tiene esta liga, capaz de hacerte sentir atraído por una franquicia menor sin aspiraciones de ganar el anillo en un corto plazo.

Entre tanto equipo cargado de estrellas como el caso de los Golden State Warriors o Philadelphia 76ers, otros que juegan de locura como Milwuakee Bucks o Denver Nuggets y los que viven de un solo jugador como los Phoenix Suns de Devin Booker, han aparecido un perfil de equipos que voy a determinar “Fun-basket”. Un concepto que creo que simboliza muy bien a esos sistemas que independientemente del resultado final te dejan con un buen sabor de boca a la hora de verles sobre la pista.

Otro filtro que quiero añadir antes de decir los nominados es que deben de considerarse un proyecto que en los próximos años vaya a encontrarse compitiendo, no ser equipos que estén ya en la élite como serían los proprios Warriors o los Houston Rockets. Por lo que en esta categoría vamos a hablar sobre tres equipos que son los que he considerado a lo largo del curso más divertidos de sentarse a ver, por lo que obviamente puede ser un poco subjetivo los seleccionados para definir este concepto. Sabiendo esto, podemos comenzar con ellos:

Sacramento Kings

Los de púrpura han realizado un desempeño que nos hizo a todos soñar con verles entre los ocho primeros del Salvaje Oeste y verles desenvolviéndose en una serie de siete partidos contra uno de los tops de la tabla. Tener mínimo cuatro partidos contra los Warriors pintaba más que jugoso para cualquiera que disfrute del juego rápido y las tendencias modernas del baloncesto, pero con el paso de los meses ese espejismo se fue desvaneciendo hasta que se descolgaron junto a los Lakers de la pelea por los Playoffs.

La combinación que han tenido De’Aaron Fox con Buddy Hield ha creado una proyección para los de Sacramento que les coloca con expectativas de tener que estar por obligación en la postemporada del 2019/20. La toma de contacto que han tenido con la competitividad tiene que servirles de impulso para saber como afrontar la temporada que viene con ese característico “joga bonito” del baloncesto.

 

Brooklyn Nets

Unos chavales que han tenido varias dificultades, como la lesión de Caris LeVert, pero que se han aprovechado de una debilitada Conferencia Este para colarse en los puestos de Playoffs. El salto de calidad que ha dado D’Angelo Russell sumado al apoyo de Spencer Dinwiddie han creado un “Nets Show” que se ha convertido prácticamente en una moda y se ha consagrado con un nombre en el All-Star.

La evolución que han tenido los jugadores de Brooklyn ha ido más allá de la madurez deportiva y han mostrado al mundo otra forma de ver el baloncesto. Han sabido competir desde el espectáculo y regalando jugadas más que preciosas en partidos muy apretados sin que la presión les afecte para sacar su talento a relucir.

 

Atlanta Hawks

De los tres proyectos, el de Georgia es el más joven pero no por ello ha sido menos resultón aunque si con más limitaciones que los otros a la hora de analizar sus plantillas. Algo que se debe que los dos referentes de los Hawks sean un rookie y un sophomore que han hecho lo que han podido sin posibilidades en ningún momento de verse situados en la octava plaza de la clasificación. Se han encontrado en un punto medio entre los equipos de Playoffs y los que están en tanking.

Lo positivo de este equipo más allá de los resultados de la temporada es el futuro que se les puede avecinar marcando una época que puede trascender de títulos, me refiero a quedarse grabados en la memoria colectiva de la NBA. Al menos es lo mínimo que se puede esperar después del impacto de Trae Young y el desarrollo de John Collins.

 

 

Continue Reading

01/04/2019

La derrota de Duke no ha sido una sorpresa

Desde el comienzo del March Madness la mayoría del público general ha tenido sus miradas enfocadas en las futuras estrellas de los Blue Devils, los cuales apuntan desde hace mucho tiempo para ser los primeros picks del draft. Probablemente en los últimos años haya sido la edición del torneo en la que se haya sentado […]

31/03/2019

Carsen Edwards, el mayor anotador del Madness

En una generación de jugadores de muchísimo nivel en la NCAA con nombres que todos conocemos como Zion Williamson, RJ Barrett, Ja Morant, entre otros tantos que aspiran a convertirse en estrellas de la liga. Un roster que apuntaba a ser uno de los mejores March Madness de las últimas temporadas con muchos equipos candidatos a llevarse el título de campeón. Aunque ya hayan caído varios por el camino como el caso de North Carolina o Gonzaga tras unos enfrentamientos con grandes sorpresas.

Los mismos Bulldogs cayeron ante un equipo que por primera vez en su historia se ha metido en una Final Four con una victoria más que sufrida como son los Texas Tech, eliminando a Rui Hachimura de la competición y demostrando sus mayores carencias en los momentos calientes de los partidos.

Entre tanto revuelo de diferentes conjuntos, ha habido uno que sin hacer mucho ruido se ha metido en las fases finales del torneo con unas grandes actuaciones individuales de un jugador que ha sido el mayor referente ofensivo de todo el Madness. Lo ha hecho firmando unas anotaciones prácticamente históricas que se guardaran en el recuerdo de todos los espectadores que las disfrutaron.

Carsen Edwards ha demostrado durante el avance de las rondas hasta el Elite Eight que es un anotador muy difícil de describir con palabras para estar hablando de un jugador universitario. ¿Cuantos partidos suelen verse de más de 40 puntos en la NCAA?, con eso se responde la dimensión de este chico al saber que solamente en esta edición ha firmado dos. En su paso por el Madness terminó con la friolera de 139 puntos, lo que le convierte de lejos en el máximo anotador hasta la ronda en la que salió eliminado.

Además de tener un paso por la liga universitaria con 133 triples anotados en su estancia, lo que le lleva a haber superando a nombres como vienen siendo Stephen Curry o Budy Hield, dos de los tiradores más efectivos de la actual temporada en la NBA. Motivos suficientes para que extrapolación de la carrera de Edwards pinte como uno de los mejores lanzadores del perímetro de estos años dorados que vivimos en el triple.

Los dos partidos de +40 puntos

Ante la Universidad de Villanoba, la cual no fue rival digno de verse las caras contra esta arma de destrucción masiva como es Carsen y se llevaron un doloroso resultado de 61 – 87 que les mandó de regreso a casa. De esa anotación colectiva de Purdue Boilermakers, casi la mitad fueron por cortesía del número “3”, quien resultó imparable con una demostración de baloncesto digna de verse en la NBA con 42 puntos.

El segundo registro de este chaval fue en los cuartos de final ante la poderosa Virginia Cavaliers, quienes venían de ser la mejor defensa de toda la NCAA con una media de 53 puntos encajados. Unos rivales ante los que fue capaz frenar a un guard que les firmó 42 puntos él solo con una serie de 10/19 en los tiros de tres, siendo un partido más que histórico para su universidad e incluso del March Madness.

La derrota ante Virginia Cavaliers

Screenshot_13

Aunque haya sido una noche increíble para Edwards a nivel individual, se le ha escapado de las manos el pase a jugar la Final Four y ser una de las universidades más prestigiosas de la temporada. El poder colectivo de los Cavaliers le acabó pasando por encima aún habiendo tenido por instantes el partido ganado hasta una canasta en los últimos segundos que forzó una prórroga en la que dirían adiós al torneo.

Un tiempo extra en el que un parcial de 5 – 10, pero mucho más marcado por los errores que por el juego realizado fue lo que convirtió los sueños de Carsen de consolidar su paso por el Madness lo más laureado posible en solamente ser el anotador más contundente del mismo.

 

 

Continue Reading

31/03/2019

Texas Tech por primera vez en Final Four

Con una primera parte más que igualada, los de Texas Tech han hecho todo lo posible para conseguir mantenerse en la competición ante un cabeza de serie. Por momentos el partido ha tenido rachas en las que han ido dominando ambos y forzando muchos errores de los rivales hasta tener uno de los cruces que nos promete este torneo, con las tensión en el ambiente de que una derrota te manda directamente a tu casa.

El encuentro llegó al descanso con una gran actuación defensiva de los texanos para intentar que Rui Hachimura no consiga sacar todo su potencial en los primeros minutos pero que no fue capaz de sacarle del partido por completo. Lo que si lograron fue mantener el marcador en 37 – 35, con solamente dos puntos de diferencia para los de Gonzaga y una segunda parte más que emocionante por vivir.

El dominio en el rebote de los Bulldogs no había sido suficiente para gestionar un descompensado acierto en los triples sobre sus rivales, los cuales había necesitado menos canastas para encontrarse ante un resultado igualado. Los problemas llegarían en la segunda parte cuando los de Texas iban a tomar la iniciativa para poner contra las cuerdas a los favoritos con el avance del reloj.

Llegando a la recta final, los 22 puntos de Hachimura no habían sido suficientes para un marcador de 63 – 58 a favor de Texas, siendo esta la mayor ventaja del partido hasta ese momento. Por lo que el japones intentó atacar el aro con todas sus ganas para sacar adelante la diferencia en el electrónico hasta que se llevó un tapón que aumentaba las dificultades a las que se enfrentaban los Bulldogs aunque haya respondido el propio Rui con un bloqueo sobre Devide Moretti. el cual metió un triple a continuación para poner a los Red Raiders con 6 puntos arriba.

Con poco más de un minuto de partido, Hachimura realiza una falta que da dos tiros libres a los rivales que les pone con un resultado de 68  – 62, poniendo por primera vez a los de Gonzaga perdiendo por tanto en todo el March Madness. Con el partido ya prácticamente ganado para los Raiders, se lanzaba el japones a la épica para intentar remontar pero se volvió a llevar un tapón, que probablemente haya sido el highlight del partido por parte de Tariq Owens, que llevaba cuatro ya con ese.

Quedaban 41 segundos para que acabe todo y Josh Perking consiguió realizar un robo que llegó en forma de salvavidas para los Bulldogs, el cual acompañó con un triple que puso el partido 69 – 67 a falta de 21 segundos en un final de auténtica locura en el que cualquiera puede llevarse el gato al agua.

El primer avance lo hacen los de Texas con dos tiros libres que fueron respondidos por una canasta de los de Gonzaga para seguir vivos y depender de 11 segundos en los que tienen que robar un balón con presión arriba de la cancha. Pero un grave error de Perking, quien había sido el héroe instantes atrás, cometiendo una técnica que les ponía en bandeja la victoria a los Red Raiders.

Lo que se convirtió en un momento histórico para la Universidad de Texas Tech que por primera vez estará en la Final Four contra todo pronóstico derrotando a los favoritos y teniendo posibilidades de poder seguir soñando con ganar el torneo.

 

Continue Reading

30/03/2019

LeBron James se va de vacaciones

La franquicia angelina, con la única misión de perder partidos para buscar un mejor pick en el próximo draft de verano, no quiere arriesgar ni lo más mínimo con su proyecto y por eso buscan proteger de lesiones a Lebron. Por lo que después de la lesión que alejó a su jugador estrella de las […]

30/03/2019

Kyrie se ha esforzado por encajar en los sistemas de Boston

Los de Boston atraviesan una etapa en la que las dudas por parte de los seguidores no cesan sobre ellos debido a posibles problemas de química, o al menos eso parece visto desde fuera. La capacidad de liderar a un equipo por parte de su base estrella no ha parado de ser cuestionada hasta el punto de realizarse la famosa llamada a LeBron James para pedir consejo de como llevar los galones de jefe en la pista. Lo que desembocó en una disculpa pública por parte del jugador hacia sus compañeros para aclarar que no había hecho lo correcto.

Una situación en el vestuario que de cara a los Playoffs no era la idónea, dándole una papeleta muy importante a Brad Stevens para solucionar todos los problemas internos que haya y saber aplicar los roles adecuados a cada uno de los hombres de la plantilla para crear la armonía que vivimos la temporada pasada. Recordemos por un momento esos chavales de la mano de Al-Horford siendo capaces de jugar frente a cualquier rival sin miedo a que fueran superiores que ellos, a priori.

La sangre verde del equipo se había introducido dentro de sus chicos, quedando a un lado el ser novato o haber sido suplente hasta las bajas, solamente tenían un objetivo que era demostrarle al mundo que estaban preparados para pertenecer a una de las franquicias mas laureadas a nivel histórico.

Esto contado hasta ahora es necesario saberlo para poner en contexto lo que ocurre en la actualidad con Kyrie Irving dentro de los sistemas, sin una lesión que le aparte de las canchas. Lo que hace llegar a las dudas de cambiar lo que ya funcionó el año pasado para ser sub-campeones del Este con un juego muy coral por un enfoque más individualista con gran parte del uso de balón en el “11 verde”, pero que no quita importancia a sus compañeros, lo que se han ido adaptando a él.

Varios jugadores, como el caso de Al-Horford quien además ha tenido algún problema físico, ha sido capaz de con menos minutos generar más que la temporada pasada, todo un ejemplo de reinvención y capacidad de estar al lado de cualquiera. Motivo que ayuda a pensar que no van a tener problemas a la hora de repartirse las tareas de liderato entre el dominicano y Kyrie durante los partidos importantes sin estorbarse entre ellos.

Desde la defensa, el papel del center es clave para ser una especie de “ying-yang” junto a Marcus Smart para poder considerarse una de las mejores parejas defensivas de la liga, fuera de las estadísticas, me refiero a nivel espiritual. La paz que transmite el interior es el contraste perfecto para la locura y electricidad que aporte el exterior, siendo la sincronía perfecta para gestionar al resto de compañeros en todos los emparejamientos, convirtiéndose en la extensión de las ideas del entrenador.

Con un lado de la cancha ya analizado, falta rememorar que en ataque los esquemas que se llevaron a cabo fueron una obra de arte de Stevens bien plasmada por sus soldados en el parqué. Salieron del paso sin su referente sin problema gracias al desparpajo de los jóvenes, pero estoy seguro de que hubieran agradecido tenerle, sobretodo en más de un final de partido en el que la pelota quemaba en las manos.

Sabiendo esto, la gran ventaja de los Celtics de cara a la postemporada con Irving en sus filas es más que evidente al tener a uno de los mejores finalizadores de la actualidad, además de uno de los más desequilibrantes y decisivos. Solo hay que ver uno de los últimos partidos cuando esta siendo escrito este texto ante los Indiana Pacers donde fue capaz de desatascar lo que ya parecía una prórroga.

Otro detalle muy importante a destacar sobre Irving es que en comparación con la temporada pasada ha ido un poco en decadencia en el aspecto anotador con bajón en sus porcentajes en tiros de tres y efectividad de tiro, pero mejorando en otras funciones del juego. Por primera vez en su carrera ha sido capaz de superar los promedios de 7 asistencias de media, dando un gran paso al frente como un jugador capaz de trabajar en sociedad sin dejar de brillar por su cuenta.

En el aspecto defensivo, se ha notado también una mejora con mejores cifras en rebotes, superando por primera vez los 5 de media y en recuperaciones, volviendo a lo que era costumbre en el pasado con 1’5 robos por partido, lo que demuestra un esfuerzo añadido por su parte para lograrlo.

Si no te he convencido con la estadística básica, tranquilo, queda un dato que avala mi teoría de que Kyrie está poniendo su granito de arena para hacer funcionar la maquinaria del año pasado. Por primera vez en su carrera, el Defensive BPM que registra no está en números negativos firmando un 0’5, lo que hace visible en un número que ayuda en defensa a su equipo.

 

 

Continue Reading

30/03/2019

North Carolina sucumbe ante Auburn

Screenshot_11.jpg

Probablemente, si solos nos centramos en la primera parte, estemos hablando de uno de los partidos más igualados que se hayan vivido hasta ahora en el Madness. Situación que se dio gracias al gran nivel demostrado por Auburn, el cual fue muy superior a lo esperado antes de que comenzara a correr el cronómetro dado que sus rivales se habían colocados por encima en las apuestas y como uno de los candidatos a salir campeones del evento junto a los “Blue Devils” de Duke.

El desempeño que venían haciendo los Tar Heels durante la competición les avalaba para partir como el claro favorito en una eliminatoria que se les empezaría a ir de las manos según empezaba la segunda parte. La charla en el descanso del entrenador de los Tigers, Bruce Pearl, ha debido de ser una de las más motivadoras de los últimos años vista la garra con la que han salido sus hombres a comerse el partido sin importar el contrario que haya delante. Puede ser que esa pequeña, quizá mínima ventaja que sacaron al finalizar el primer periodo haya sido un chute de adrenalina para saber que no podían dejar escapar la oportunidad.

Liderados por Chuma Okeke con 20 puntos y 11 rebotes, los de Aubrun tuvieron las ideas más claras que los de North Carolina en la mayor parte del encuentro, ganándoles no solo en el marcador sino también moralmente. Tener la baza de ser el equipo pequeño que se cataloga de “mata gigantes” es siempre una ventaja que añade una presión extra al favorito cuando se encuentra por debajo en el electrónico. Algo que ayudó a que cada vez se abriera más la brecha en el marcador a favor del conjunto a las órdenes de Pearl, quien jugó un papel fundamental a nivel táctico para que fuera posible.

Desde el banquillo de los Tigers salieron los jugadores más que enchufados en el partido, siendo el mayor diferencial en este con una amplia diferencia de anotación con el rival con 40 de su parte por 21 de los Tar Heels. La clave de esto fueron los 14 puntos con 4/6 en triples de Danjel Purifoy y los 10 de J’Von McCormick, anotando más que toda la banca contrincante.

Con una victoria final de 17 puntos de diferencia con un marcador muy abultado de 97 – 80, los de Auburn consiguieron dar la sorpresa que les permite continuar con vida entre los mejores equipos universitarios de la temporada. Teniendo que destacar también los  puntos y 11 asistencias que aportó Jared Harper, siendo el motor de juego del conjunto que fue capaz de salir victorioso.

Las palabras emocionado del coach hacía Okeke al finalizar el partido simbolizan lo que significa este triunfo para un equipo que todos daban por muerto a la hora de saberse el emparejamiento pero que habían sido capaces de sacar adelante a raíz de dejarlo todo sobre la cancha. Y esto es lo que nos regala el Madness, la sensación en el aire de que los chavales de juega todo a una única bala sin poder permitirse el lujo de cometer un error.

 

Continue Reading

26/03/2019

¿Nurkic fuera toda la temporada?

La campaña 2018/19 pintaba diferente para los de Rip City después de un auténtico batacazo de los gordos en los Playoffs pasados. El equipo se había reforzado muy bien con piezas secundarias y uno de los pilares había dado un paso adelante hasta ser una referencia junto a Damian Lillard y CJ McCollum. Una plantilla mucho más completa y competitiva con ganas de dar la cara en la postemporada para borrar la imagen que habían dado.

Con la lesión del escolta, se empezaron a truncar los planes que tenían para afrontar el reto, pero aún así les quedaban activos a los que aferrarse para seguir creyendo que es posible. Con el base y el pívot atravesando un gran momento de forma, se sentían seguros para poder enfrentarse a cualquiera de tú a tú en una serie de siete partidos sin problemas. Pero aún tocaba antes terminar la regular season para colocarse en la mejor posición posible de cara al primer cruce.

Uno de los partidos que quedaban por realizarse era ante otro conjunto que pasaba por la misma situación pero en la otra conferencia, los Brooklyn Nets. Un encuentro maravillo que terminó en empate y nos brindó una prórroga muy bonita de ver. Todo lo que es un partidazo igualado entre dos equipos con las ansias de ganar.

En la segunda prórroga del partido, con el resultado más que ajustado 132 – 134, pasó lo que nadie se esperaba. El center de Portland sufrió una caída que le torció totalmente la parte inferior de la pierna y probablemente quede fuera de las pistas durante todo lo que queda de temporada, mínimo. Los rostros de todos sobre el parqué indica que puede ser un punto de inflexión en la carrera de Jusuf Nurkic el cual se encontraba en su mejor momento como baloncestista. Incluso periodistas de prestigio cercanos a la NBA se han mostrado muy afectados con la lesión que ha sufrido Nurkic, como el mismo Marc Stein nada más ocurrir el suceso:

Los Blazers se ven en apuros de cara a los Playoffs con una baja segura como la del europeo que salió de la cancha en camilla sabiendo que probablemente serán sus últimos momentos en la pista en bastante tiempo. Finalmente salieron campeones tras un final lento a raíz de tiros libres

Seth Curry le deseó lo mejor a su compañero nada más terminar el encuentro ante la prensa local en el que fue su mejor partido de la temporada. Por desgracia ha quedado nublado por la tragedia sufrida por su compañero su gran actuación que no fue mejor que los 32 puntos del jugador que salió lesionado de gravedad.

Probablemente estemos ante la victoria más amarga que han vivido los Blazers en la temporada, pudiendo tener un antes y un después más en las aspiraciones en Playoffs.

 

Continue Reading

1 77 78 79 80 81 83
Translate