En el Oeste se ponen las cosas para ‘foto finish’

En la última jornada los Dallas Mavericks y Oklahoma City Thunder ganaron sus respectivos partidos. Una buena forma de seguir apretando la clasificación de la Conferencia Oeste

OAKLAND, CA - MAY 26: James Harden #13 of the Houston Rockets reacts to a play against the Golden State Warriors during Game Six of the Western Conference Finals in the 2018 NBA Playoffs at ORACLE Arena on May 26, 2018 in Oakland, California. NOTE TO USER: User expressly acknowledges and agrees that, by downloading and or using this photograph, User is consenting to the terms and conditions of the Getty Images License Agreement. (Photo by Ezra Shaw/Getty Images)

En la última jornada los Dallas Mavericks y Oklahoma City Thunder ganaron sus respectivos partidos. Una buena forma de seguir apretando la clasificación de la Conferencia Oeste a esperar de saber que hacían el resto de rivales directos. Tanto los Utah Jazz, Denver Nuggets y Houston Rockets tenían que vestirse de corto anoche, pudiendo quedarse muy cerca de las franquicias a las que miraban por el retrovisor.

Los de Colorado se enfrentaban a los Cleveland Cavaliers, los de Salt Lake a los Detroit Pistons y los de la ‘Ciudad Espacial’ tendrían que medirse a los Charlotte Hornets. Unos partidos que, a priori, no parecían complicados para ellos. Una mala noticia para los Mavericks y Thunder. Aunque hasta que se juegan los 48 minutos no se sabe lo que puede ocurrir. Y sino podemos preguntarle a Mike D’Antoni sobre lo ocurrido. Los Hornets pasaron por encima de los texanos con un parcial de 20 – 0 de inicio en más de medio cuarto disputado. El comienzo del ‘nuevo orden’ en el Oeste.

Un cuádruple-doble de James Harden con puntos, rebotes, asistencias y pérdidas fue a la vez lo que lideró y sentenció a los Rockets. El partido donde más minutos ha disputado en regular season sin cortar prórrogas en las últimas temporadas. Y le sirvió para brillar tanto para bien, como sobre todo para mal siendo incapaz de centrarse en liderar a los suyos a la victoria. La ausencia de Russell Westbrook viendo el partido vestido de calle fue letal para ‘La Barba’, quien lleva un tramo donde sus escandalosos números no se reflejan en sensaciones sobre la pista.

 

Por el lado de los Utah Jazz tuvieron mucho trabajo por hacer. Es cierto que los Pistons tuvieron un momento de lucidez donde se acercaron en el marcador, pero supieron apagar el fuego a tiempo los de Quin Snyder de la mano de Bojan Bogdanovic. El croata superó la barrera de los 30 puntos, equilibrando la gran noche de Christian Wood con una cifra parecida. El problema vino con que en el tramo final revivieron los de la ‘Ciudad del Motor’, haciendo que los Jazz tardaran en cerrar el triunfo.

Fueron los Denver Nuggets los que se podían unir a los de Houston dando una sorpresa negativa contra un rival sencillo. Incluso, de menor nivel que los de Charlotte debido a todo lo ocurrido durante la temporada con ellos. Aunque la buena química haya vuelto a aparecer, no es tan fácil borrar la huella del pasado. Un resultado de 85 – 85 con el último cuarto en juego hacía peligrar esa comodidad en la que se habían plantado tras la estela de los angelinos para los de Mike Malone. De nuevo, otra gran actuación individual de Collin Sexton en estas semanas se quería cobrar a los de Denver como víctima, habiéndose sumado Kevin Love a la fiesta para llevarse la victoria por una sola canasta de diferencia.

Los Dallas Mavericks se encuentran a 5 partidos de distancia en la tabla con los Angeles Clippers. Los que son séptimos y segundos respectivamente, siendo muy equitativo todo para las alturas de temporada a las que estamos. Una vez más, el ‘Salvaje Oeste’ asusta y parece que se puede poner peor durante las siguientes semanas. La carrera final por posicionarse a placer para los cruces de playoffs va a terminar siendo de ‘foto finish’.

 

#EntraEnLaZona

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate