La G-League votará hoy si formar su propia unión de jugadores

La antiguamente conocida como ‘liga de desarrollo’ está viviendo un constante crecimiento de popularidad en los últimos tiempos. La credibilidad ganada en los últimos años sobre el nivel vigente en la competición está subiendo como la espuma tras la irrupción estelar de jugadores en la NBA con pasado en la G-League. Los salarios de los jugadores han sido reajustados al alza, los patrocinadores se empiezan a interesar en ella para colocar sus marcas a un producto hasta hace diez años casi invisible a ojos comerciales y las nuevas creaciones de dos nuevos equipos para la competición (uno en México y otro destinado al desarrollo de jóvenes talentos) suponen un espaldarazo total a la G-League.

Creación de su propia asociación de jugadores

Ahora, en nuevo paso adelante en el crecimiento de la liga, los jugadores de la liga saltan a la palestra para decidir si se debe llevar acabo la creación de una asociación destinada a defender sus derechos como sucede en la NBA con la NBPA. Algo acertado y que tan solo reportará cosas positivas a los jugadores. La expectación sobre la liga cada vez apunta a ser mayor y parece un buen momento para tomar está decisión.

Una NBPA que está implicada de forma directa en el asunto. En primer lugar porque está colaborando en la organización de las votaciones y en explicar a los jugadores en que consiste una asociación de jugadores y, en segundo lugar, porque, de aprobarse, la defensa de los derechos e intereses de los jugadores de la G-League ya no correrían a su cuenta como sucedía hasta ahora.

¿Qué ventajas se trataría de obtener?

En primer lugar, como casi siempre, estaría el dinero. Actualmente, pese a haber visto una subida en los salarios el pasado año, las cantidades a cobrar son casi irrisorias en comparación a las de un jugador NBA. En la actualidad, un jugador G-League, sin contrato NBA y que haya disputado la totalidad de la temporada percibe un salario de 35000 $ por los cinco meses que dura la competición, o lo que es lo mismo, 7000 $ al mes.  Otras de las medidas por las que se lucharía serían por conseguir beneficios laborales, libertad de movimiento de los jugadores y tener voz en la toma de decisiones de la competición.

¿Qué jugadores formarían parte de esta unión?

Tal y como se informa, está asociación de jugadores tan solo ampararía a los jugadores de los equipos que no contasen con un contrato NBA, un contrato ‘two-way’ o un contrato de ‘diez días’. Para estos casos excluidos la unión a la que pertenecerían sería al de la NBPA.

La medida ha tenido una gran aceptación entre los jugadores y se espera que la votación salga favorable por un amplio margen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate