Gran presente, mejor futuro en Oklahoma City Thunder

Ya hace unos días que terminó la temporada para Oklahoma City Thunder, tras caer eliminados en primera ronda en el Juego 7 ante Houston Rockets, por lo que es un buen momento para hacer un análisis de lo que fue la misma.

Ya hace unos días que terminó la temporada para Oklahoma City Thunder, tras caer eliminados en primera ronda en el Juego 7 ante Houston Rockets, por lo que es un buen momento para hacer un análisis de lo que fue la misma. Qué, sin dudas ha sido mucho mejor de lo que muchas personas se imaginaban.

Los de Oklahoma comenzaron con 1 victoria allá en octubre (contra los menguados Golden State Warriors) y 4 derrotas. Parecía una clara muestra de que los “expertos” no se equivocarían. Se había pronosticado 24° lugar para el elenco de Billy Donovan, además de que se preveía una posibilidad de 0.2% de ir a los Playoffs, según la ESPN.

Tras los primeros 20 partidos, OKC tenía un récord negativo, con tan sólo 8 victorias. Todo empezó a cambiar el 6 de diciembre de 2019, cuando tras sendas lesiones de Diallo y Nader, sumada a la ausencia del titular Terrance Ferguson por motivos personales, se dio lugar a que un jugador del equipo afiliado tuviera sus primeros minutos (Luguentz Dort). Siete benditos minutos. Allí, todo cambió.

El Thunder empezó una racha que lo llevó a ser el segundo mejor récord de la NBA desde ese día. Lu Dort tuvo una actuación numéricamente discreta, 7 minutos y 1 rebote. Pero se vislumbraba una defensa feroz, que no se veía desde los tiempos de André Roberson.

Tras ese partido, llegó Portland, y Lu tuvo 20 minutos, los cuales finalizó con 2 puntos. La aportación ofensiva parecía insignificante, pero la inyección de energía y vitalidad, hizo que OKC pudiera hacerse fuerte desde la defensiva para empezar a dominar los partidos. Así OKC contrastó ese comienzo dubitativo de 8-12 (habiendo jugado 3 partidos contra el equipo de peor récord de la NBA), contra un 36-16.

La alineación titular empezó a verse fortalecida en fluidez de juego, y la química empezó a traslucir al juego del equipo. Se consiguió un quinteto titular indiscutible. Paul, Gilgeous Alexander, Dort, Gallinari y Adams fueron capaces de sacar a relucir lo mejor de sí para alejar las ideas de temporada de transición y de posible desarme del plantel inicial. El empuje, la energía y velocidad, sumada a la increíble letalidad de Dennis Schröder, acompañó a ese quinteto para luego cerrar los partidos y tener la formación con mejor +/- en el clutch de toda la NBA.

Liderados por un Chris Paul que había llegado sin haber logrado ser All-Star en Houston, y con la etiqueta de tener un contrato tóxico. Oklahoma fue su lugar para redimirse, o, mejor dicho, para que quienes dudaron de la calidad de Chris, pudieran reconocer su grandeza. Lideró la NBA en puntos clutch y fue el cerebro de un equipo que amalgamaba su experiencia con la juventud y vitalidad de los rookies Dort y Bazley, sumado al talento de la joya de segundo año, Shaivonte Gilgeous-Alexander.

Movimiento de balón, agresividad defensiva y ofensiva, y buen tiro de tres puntos, fueron las bases para que el equipo pasara de cenicienta a ser un rival de temer. Si hablamos de larga distancia, es de destacar la temporada de Gallinari en la que superó el 40% de eficacia en triples.

El condimento perfecto que necesitaba este equipo, que fue el que más partidos dio vuelta tras entrar perdiendo al último cuarto. “Gallo” acompañado por la formación de los tres bases (CP3, Shai y Schröder), hicieron que los finales de partido fueran “delicias” para los fanáticos del Thunder. Un equipo que sorprendió a muchos, pero que principalmente hizo gozar con su juego, y que les dio alas a sus jugadores jóvenes bajo la batuta de Chris Paul.

El equipo tuvo la oportunidad de finalizar en la tercera posición, pero un libre errado por CP3, sumado a los resultados posteriores y tras empatar en récord (44-28) con Houston y Utah, llevó a que se ocupara la quinta plaza del “salvaje oeste”.

Por último, hablando de la temporada regular, destacaré algunos puntos que engloban lo que fue esta temporada para los de Billy Donovan, Chris Paul, y toda la organización del Oklahoma City Thunder.

Aspectos positivos:

  • Contra todo pronóstico, Oklahoma fue de los equipos más duros y regulares de toda la NBA.
  • La circulación de balón, la firmeza defensiva y las diferentes alternativas ofensivas hicieron de OKC un mejor “equipo” que el año anterior.
  • Hay futuro, sin contar las innumerables primeras rondas, Dort, Bazley y Shai son los cimientos para un brillante camino.
  • Química, clave en todo equipo, y base del rendimiento actual. Excelentes vínculos entre todos los jugadores, y buenas actitudes dentro de la cancha que reflejan como Oklahoma es un buen lugar para progresar y disfrutar del básquetbol.
  • Sam Presti. El corazón y General Manager de la franquicia, no decepciona, y tiene muchísimo para trabajar. Y lo destaco como positivo, porque hay que valorar cada segundo de su trabajo, ya que es probable sea la persona más influyente en toda la historia de la franquicia.
  • Clutch. Si vamos a cerrar con algo positivo, tiene que ser con la forma en que OKC encaró los finales de partido. Una gozada. Fueron uno de los mejores, por no decir el mejor, en este aspecto.

Aspectos negativos:

  • El rendimiento de Steven Adams sigue sin convencer, tanto en temporada regular, como en Playoffs. El pivot es un ‘expiring’ la próxima temporada, con 27 millones de salario, y un destino incierto.
  • Billy Donovan es un entrenador que no termina de convencer a muchos hinchas del Thunder, para algunos es porque se le sobre exige, pero otros pensamos que no es el líder adecuado para un proyecto ganador. Aunque aún no hay nada claro si su futuro con los de Oklahoma City está asegurado.

 

Por último, volvió André Roberson luego de casi tres años fuera de las canchas. Termina contrato y no se sabe qué pasará en su futuro, pero lo que sí sabemos, es que será dentro del parqué. Aún así, el escolta siempre va a tener un lugar en el corazón de todos los aficionados de Oklahoma.

 

Escrito por: Federico López (@OKC_Uruguay)

 

#EntraEnLaZona

 

Si te gusta leer y escuchar podcasts sobre baloncesto te recomendamos que nos sigas en nuestro Patreon y allí encontrarás contenido exclusivo que no está en la web. ¡En patreon.com/elperimetro lo encontrarás!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate