Opinión | Ben Simmons y el tiro exterior

En los pocos partidos que llevamos del 2019/20, hemos visto el primer triple de la carrera del base australiano. Un hito que llamó la atención después de la lluvia de críticas que le han caído por su estilo de juego. Esto nos ha dado motivos para abrir un pequeño debate entre nuestros escritores para saber su punto de vista sobre si es necesario el tiro exterior o no para el ’25’ de Philadelphia.

Manu (@Maanuf96)

Antes de empezar a entrar en materia, quiero recalcar que soy un enamorado de la época del triple. Es cierto que en muchos partidos se les va de las manos para tirar más de fuera del perímetro que desde una zona más cercana al aro. En este caso la verdad que le pierdo un poco de feeling al triple, pero por norma general soy muy partidario. Es un dato que quiero que tengáis presente a la hora de leer mi opinión y ver lo especial que me parece Simmons.

Es un jugador que mido en la escala de tener mi edad – 23 años – y haber sido All Star en una ocasión. Algo que ha logrado sin la necesidad de tirar a mucha distancia del aro. El propio Ben tiene motivos para creer que no sea necesario lanzar del triple para dominar como base. La facilidad de generar miss match que tiene con los rivales es un punto a favor que le ha permitido jugar con mucha más libertad de la que debería un exterior sin tiro.

Ben tira en un 65% en tiros de menos de cinco pies a la canasta, siendo una efectividad abrumadora y bastante marcada por los mates o bandejas. Un método que hasta ahora le funciona en la regular y solamente en los playoffs ha sufrido más de flotación. Hace tiempo que práctica los triples, pero sin haberlo demostrado en partidos hasta el enfrentamiento contra los New York Knicks. En una entrevista de Sixers Sence hace meses leí que Simmons es consciente de que cuando las defensas aprieten necesitará tiro exterior, pero también lo es de que ha llegado a la noche de las estrellas jugando a lo que mejor sabe hacer.

Es posible que si consigue incorporar el tiro de más distancia con regularidad a lo que hace se convierta en una de las estrellas de la liga. El problema llegaría con que pierda eficiencia al empezar a lanzar de fuera. Él es consciente de que no quiere probar cosas nuevas que resten a su juego sin ser necesario, por lo que por ahora esperará hasta que habitúe a hacerlo. Por ahora no necesita triples para seguir progresando, aunque este año se está viendo un poco más irregular que cursos anteriores. Una vez se encuentre seguro y confíe en su muñeca es cuando debe empezar a ejecutar desde la línea exterior. Aún puede tener una mecánica muy verde y que necesite trabajar, por lo que pequeños destellos como ante los neoyorquinos es lo que debe hacer.

Las defensas rivales se adaptan rápido a los cambios, por lo que presentarse como un tirador cambiaría los esquemas que apliquen los entrenadores a defender a Ben. Es por ello que veo bastante positivo que poco a poco vaya sorprendiendo y que no le de un aviso a los técnicos de que hay que reajustar los planes defensivos. ¿Se podría decir que es el mejor base sin tiro exterior de los últimos años?, pues yo creo que sin dudas y eso le hace ser diferente y un claro ‘Factor X’ para el baloncesto moderno.

Huber (@hubermeersmans)

Cuando miro a Ben Simmons veo a un jugador con las condiciones para marcar un antes y un después que, lamentablemente, va a pasar sin pena ni gloria a título individual por la NBA. ¿El motivo?, su falta de tiro. No hay más. Tiene un físico desequilibrante que produce desajustes con prácticamente cualquier base o escolta de rival. Tiene una potencia que recuerda a LeBron cuando va en transición. Tiene buen manejo del balón y una importante capacidad para asistir a sus compañeros. Pero pese a todas esas virtudes, los Sixers juegan como si tuvieran un base al que le faltara un brazo ya que su poco aporte en tiro lastra demasiado su juego individual y el de Philadelphia como colectivo.

Si vemos las estadísticas de Simmons, parece que cada vez tiene menos confianza en su lanzamiento. La mayoría de jugadores importantes aumentan su número de tiros y su porcentaje de uso en los primeros años. Con Simmons ocurre lo contrario. En su primera temporada tenía valores más altos en esos apartados que en la segunda, y en la segunda que en ésta, su tercera campaña en la NBA. Parece que cada vez tiene menos peso ofensivo en detrimento de Embiid, Harris o Jefferson. Su juego debería estar en crecimiento pero no da esa sensación. Más bien parece que se ha estancado.

Respecto al tiro, es cierto que tiene un alto porcentaje de acierto en juego (en tiros libres 58% en su carrera, demasiado bajo). Esta temporada encesta el 55,3% de sus tiros de campo y tiene un 56.9% en True Shooting. Buenos porcentajes, pero la clave está en que el 73% de sus lanzamientos son a menos de 1,5 metros del aro, concretamente: 9 alley-oops, 23 mates, 72 bandejas y 5 palmeos. Sus tipos de tiro son impropios de un base. Más bien parecen de un pívot old-school. A más de 3 metros del aro sólo ha hecho 9 lanzamientos esta temporada… No hay más preguntas señoría.

En los tiempos que corren no es que los jugadores exteriores tienen que lanzar de tres, es que se pide a los interiores que también lo hagan. No digo que Simmons lance como Klay Thompson pero su nulo aporte en ataque sólo hay más fácil al defensa a los equipos rivales puesto que su defensor le flota y se encuentra más libre para acudir en las ayudas defensivas de los otros cuatro compañeros. O se esfuerza en mejorar su tiro y añade ese arma a su arsenal, o lamentablemente se va a quedar en un quiero y no puedo como jugador estrella.

Santi (@SantiiB03)

Aunque Ben Simmons actualmente es un gran base, que de hecho, ya es All-Star, creo que lo más vital para él ahora mismo sería comenzar a implementar más su tiro. Si es cierto que un jugador de su talla, en teoría no tendría que tener su IQ, y que por esto saca mucha ventaja, sobre todo del lado defensivo. Aunque como digo, en defensa es un jugador muy bueno sobre todo por su talla, creo que en el ataque podría dominar mucho más, y ayudar mucho más con 2 o 3 puntitos de tiros. Como dice Huber, tampoco le pido que sea el nuevo Stephen Curry que tire contra dos marcas, ni que tampoco tire 10 triples por partido a partir de mañana.

Lo mejor para él y jugadores de su estilo, lo mejor sería que vaya evolucionando a través de los años. El caso más claro es el de Giannis, que llegó a la liga sin poder tirar, y a día de hoy no es ni siquiera un tirador fiable, pero a año que pasa, año que va mejorando y perfeccionando su tiro para ser aún más dominante. Otro caso ya más avanzado es el Lebron James. Un jugador que desde su universidad es comparado con “El rey”. Y es cierto, ahora mismo Lebron no es ni de cerca de los mejores tiradores del equipo, menos de la liga. Pero sin embargo tiene su tiro que cada vez se vuelve más fiable, y el tiene su confianza para lanzarlos.

Yo creo que Simmons debe ir por su mismo camino. No solo que va a mejorar el como jugador, sino que va a hacer mejor a los Sixers. Más ahora que el equipo está bastante flojo desde el perímetro. Y como digo, tampoco digo que en está temporada empiece a ser constante tirando, pero si que se animé a tirar más como en el partido de los Knicks. Además en partidos como esos, aún en noviembre que no te juegas nada, ganando por mucho, no se hasta que punto afectaría.

 

#EntraEnLaZona