A sus 22 años ya se ha visto a la jugadora rusa dando un gran nivel desde hace bastante tiempo, siendo quizá el Mundial sub-19 de 2017 en Italia un punto de inflexión en su carrera.

Donde se ha habituado a verla es con el UMMC Ekaterinburg, un equipo donde no ha podido desplegar su mejor juego debido a que la gran cantidad de estrellas que suele tener esa plantilla hacen imposible que una joven tenga muchas oportunidades.

Aunque con los balones que tuvo en el Ekaterinburg fue capaz de promediar 11.7 puntos, 7 rebotes y 2.2 asistencias, siendo buenos números pero que ha mejorado en Kursk estando menos tiempo en pista. Tiene menos minutos pero es capaz de sacar mucho mejor rendimiento a ellos. Promedia 15 puntos y 6.7 rebotes estando casi 3 minutos menos en cancha. Le están dando más pelotas que en su anterior equipo y está respondiendo a la perfección.

Esta temporada ha cambiado de club y se encuentra con el Dynamo de Kursk, donde también hay buenas jugadoras pero tiene mucho más asequible conseguir un hueco importante en la rotación.

 

Arike Ogunbowale ya está jugando en Rusia con el Dynamo de Kursk

 

Junto a Arike Ogunbowale y Amanda Zahui B pueden formar un tridente muy potente, ya que mezclan características que las hacen muy difíciles de defender si se combinan bien.

En la última victoria de Kursk, Musina hizo un 9 de 14 en tiros de campo para acabar terminando en 21 puntos acompañados de 8 rebotes capturando casi la mitad ofensivos. Una gran demostración de lo que puede hacer cuando tienen la importancia, minutos y tiros suficientes par destacar.

Con la Selección de Rusia ha tenido participaciones bastante buenas, como las clasificatorias para el EuroBasket 2019 donde promedió 11.8 puntos y 5.7 rebotes.

Todavía es muy joven y su mejor versión seguramente no se haya visto. Por lo que verse con cada vez más importancia y siempre en buenos equipos la puede ayudar a impulsarse. Se presentó al WNBA Draft en 2018, pero todavía no se la ha visto luchando por brillar al otro lado del charco. Tiene todo lo necesario para hacerlo pero no ha llegado el momento indicado.

Ya Phoenix Mercury y Las Vegas Aces han coqueteado con sus derechos, por lo que su nombre ya es conocido en algunas franquicias además de tener la ventaja de competir contra muchas de la WNBA en Rusia y la EuroLeague.

Por ahora, centrándonos en el presente, puede seguir creciendo mucho en Kursk y convertirse en una potencial estrella de cara a los próximos años para que le lleguen ofertas serias de los Estados Unidos. Además de que puede aportar un toque diferencial en su club si sigue a este nivel o sigue en línea ascendente.

 

#EntraEnLaZona

 

Si te gusta leer y escuchar podcasts sobre baloncesto te recomendamos que nos sigas en nuestro Patreon y allí encontrarás contenido exclusivo que no está en la web. ¡En patreon.com/elperimetro lo encontrarás!

Por Manu Fresno

La magia ocurre sobre el parqué, solo soy encargado de narrarla.

Deja una respuesta